POLICIALES | Locales | 24/11/2020
La denuncia fue radicada por el padre de dos niños de 9 y 12 años . Dijo que fueron golpeados y detenidos además que la familia es hostigada. Intervino la Comisión Provincial de Prevención de Torturas.

Un hombre de 27 años que reside en la chacra 148 de Villa Cabello denunció en la Fiscalía de Instrucción 2 de Posadas que el pasado jueves 12 de noviembre sus hijos de 9 y 12 años fueron detenidos por una patrulla de la comisaría Séptima por un supuesto hecho de hurto en una escuela de la zona y cuando los fue a retirar, los uniformados se negaron a entregarlos y los menores en un breve contacto le manifestaron que recibieron golpes y maltrato psicológico.

El hecho tuvo lugar el pasado jueves 12 de noviembre en inmediaciones a una plaza pública ubicada sobre avenida Tambor de Tacuarí. Allí según la versión del denunciante, dos menores de 9 y 12 años fueron demorados por la Policía por estar sospechados de cometer un ilícito en la zona. Pero al momento que tomó contacto con sus hijos, le dijeron que los efectivos le propinaron golpes en el rostro e incluso le cortaron el cabello. Además, siempre de acuerdo al denunciante, en presencia de su esposa y suya, también los agredieron.

El caso llegó a la Comisión Provincial de Prevención de Torturas desde donde intervinieron para la inmediata liberación de los menores. Posteriormente, desde esta comisión iniciaron un seguimiento del caso y presentaron una denuncia en la Jefatura de Policía y anteriormente en el Ministerio de Gobierno como así en la Subsecretaría de Seguridad.

Fuentes indicaron que la investigación esté en curso. La denuncia fue presentada en la fiscalía de Instrucción 2 el pasado jueves 19 de noviembre y se están realizando los pasos legales para esclarecer la situación. Se pidieron informes de actuaciones de la guardia de la seccional en cuestión, motivo de detención de los menores e intervención en el caso de que haya existido, de la Justicia Correccional y de Menores.


El padre de los menores hizo público el caso hace unos días y según consta en la denuncia, manifiesta que sus hijos fueron “abofeteados” por un oficial y dos agentes de la comisaría mencionada y que incluso les cortaron el cabello sin autorización.

Además aseguró que desde esa sede policial hostigaban permanentemente a la familia desde hace meses cuando denunciaron, también en la Fiscalía de Instrucción pero en este caso la número 7, que una chica trans, hijastra del denunciante, sufrió maltrato hospitalario y abandono de persona en el hospital de Fátima donde murió en el mes de agosto de este año por un cuadro de neumonía.

El fiscal de turno solicitó medidas como informes de los policías que son mencionados en la denuncia, cuales fueron sus participaciones en el día que se menciona el hecho y sus antecedentes.

Por otra parte, corroborar que se haya realizado el procedimiento policial bajo las normas de la ley y en caso de que los menores estuvieran involucrados en un delito, si se dio intervención a la Justicia de menores. Por su parte el juez de turno aguarda algunas resoluciones para dictaminar medidas.

 


Desde la Comisión Provincial de Prevención de la Tortura (CPPT) dejaron en claro que están en total desacuerdo con la detención de los menores y más aún si efectivamente se comprueba que fueron golpeados.

Por ese motivo realizaron una presentación en el Ministerio de Gobierno, la Subsecretaría de Seguridad y en la propia Jefatura de Policía, como primera medida para que cesen los hechos de este tipo dentro de la fuerza y que sean investigados los policías apuntados.

El lunes 16 de noviembre los padres de los niños fueron recibidos por la CPPT Misiones para interiorizarse de la situación y la intervención llevada adelante por sus integrantes, también les informaron sobre los derechos que les asisten y el marco normativo de intervención que rige dicha comisión y el acompañamiento que tendrán durante el proceso de investigación del caso.

FUENTE: PE.