DEPORTES | Internacionales | 03/09/2022
Nueva Zelanda aplastó como local a Argentina (53-3), este sábado en Hamilton, en la cuarta jornada del Rugby Championship, anotando siete tries y vengándose de esta forma de la derrota sufrida hace una semana ante los Pumas.

Antes del partido entre Australia y Sudáfrica de este sábado, los All Blacks se hacen de forma provisional con el primer puesto de la clasificación, con su segundo triunfo en cuatro partidos.

Este resultado saca un poco de presión de los hombros del seleccionador neozelandés, Ian Foster, cuyo puesto estaba amenazado tras haber sufrido seis derrotas en sus ocho partidos precedentes.